Memorias de Adriano. Marguerite Yourcenar

29 de enero de 2012 § 5 comentarios

Memorias de Adriano_Marguerite Yourcenar

Podéis leerlo aquí: Memorias de Adriano-Yourcenar

Anuncios

Etiquetado:, , ,

§ 5 respuestas a Memorias de Adriano. Marguerite Yourcenar

  • Siempre me he considerado un helenista aficionado y en esto me identifico con Adriano. Me declaro culpable: jamás había leído sobre él, pero tu reseña —estupenda, hay que decirlo— me motivó a buscarlo.

    Bueno, eso y su relación con Antinoo. Siempre idealizo esas relaciones entre dos hombres en una sociedad en la que nadie era maricón o hetero.

    Ains, ya no sé que digo. Gracias.

  • loulouleelee dice:

    Léelo ya. Yo sólo te pongo un ejemplo:
    “En el caso de la mayoría de los seres, los contactos más ligeros y superficiales bastan para contentar nuestro deseo, y aún para hartarlo. Si insisten, multiplicándose en torno de una criatura única hasta envolverla por entero; si cada parcela de un cuerpo se llena para nosotros de tantas significaciones trastornadoras como los rasgos de un rostro; si un solo ser, en vez de inspirarnos irritación, placer o hastío, nos hostiga como una música y nos atormenta como un problema; si pasa de la periferia de nuestro universo a su centro, llegando a sernos más indispensable que nuestro propio ser, entonces tiene lugar el asombroso prodigio en el que veo, más que un simple juego de la carne, una invasión de la carne por el espíritu.˝

  • Adriana dice:

    ¡Lo leo ya!

  • Libro rico y exigente a la vez por la lectura reposada que demanda. Con una recreación magistral de época, personajes, reflexiones y, sobre todo, sentimientos en voz alta. No obstante aprecio una cierta frialdad y distanciamiento conscientemente buscados, eso sí, por Marguerite: muy marca de la casa.
    Por ello uno tiene cierta sensación de que la prosa es el resultado de un proceso de escritura muy pulido, acrisolado, como “rumiado” en exceso que, a veces, le da cierta espesura inmóvil, un demasiado sólido perfeccionismo formal, casi cartesiano y muy francés, claro está.
    Ahora bien, y a pesar de lo dicho, estas “memorias” me siguen embrujando (y ya van tres veces) y nutriendo la contradicción y ambivalencia de las señas de identidad estructurales de la vida misma y… ¡cómo no de esta estupenda obra!.
    También recomiendo toda su obra, en especial, su trilogía familiar una auténtica “opus, no nigrum, sino magnus” en el ámbito memorialístico: “Recordatorios”; “Archivos del Norte” y “¿Qué?, la eternidad”, publicadas las tres en Alfaguara en magistral traducción, como siempre, de la gran Emma Calatayud.
    Y para los enamorados de Marguerite como el que teclea, su sensacional biografía escrita por Josyane Savignau, en Alfaguara así mismo.
    Saludos cordiales, Loulou: ¿Qué tal por los Madriles “ramonianos”?

    • loulouleelee dice:

      El distanciamiento para mí no es de la Yourcenar sino del viejito extremadamente inteligente que cuenta su vida. Por lo demás me parece que Adriano conserva su calidez y su voluptuosidad para los recuerdos que le da la gana y su extraña concepción del estoicismo para lo que no le es tan grato recordar.

Pronúnciese sin miedo

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo Memorias de Adriano. Marguerite Yourcenar en Un libro cada día.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: